martes, 15 de febrero de 2011

Duele más la incertidumbre, la espera y la ignorancia que el golpe de la verdad, al menos a mí.
Creer sentirte engañada, utilizada...
Duele sentirse fuera de lugar, verse situada al otro lado de la cama, vacía.
Me causa impotencia el estar en esta situación de engaño y desengaño, el "yo aquí, tú allí, yo te quiero, yo también...". Si todo es recíproco ¿por qué es difícil? 
Somos muy cobardes, no tú y yo, si no todo el mundo en general, siempre acobardados por el qué pasara, el qué dirán, o simplemente porque unos nos dicen " no te rebajes, no hagas esto", no lo hacemos...Yo no quiero hacerme la víctima, es mi vida, es mi camino, es mi decisión, es mi amor. 
Yo estoy aquí, sin miedo a nada, pero...¿y tú?

2 comentarios: